EL DAW

Esta parte de la página está en construcción, disculpa las molestias.

El término DAW viene del acrónimo inglés Digital Audio Workstation (Estación de trabajo digital de audio), y se usa para hacer referencia al programa más común a la hora de trabajar con sonidos, en este caso, un secuenciador, que para nosotros será reaper. Hablaré a continuación de él, aunque si usáis otro secuenciador cualquiera que tenga entorno modular (como fruity o reason, por ejemplo), deberéis buscar información por vuestra cuenta. Algunas cosas os podrán servir, pero de unos secuenciadores a otros hay diferencias.

Así pues vamos a comenzar a familiarizarnos con el entorno de reaper, nuestro secuenciador.

Por partes (Pincha en la que quieras o síguelas por orden):


1. ¿Qué es un secuenciador?
2. ¿Por qué reaper?
3. Primeros pasos con reaper.


¿Qué es en líneas generales un secuenciador?

(pasa al punto tres [tutorial de iniciación] si ya conoces todo este rollo).

  • El Secuenciador es una de las herramientas básicas de la Informática Musical.
    Se trata de programas especialmente diseñados para la creación de eventos musicales.
    Permiten la creación de varias pistas melódicas, armónicas o rítmicas, que pueden ser tratadas, editadas y reproducidas de forma individual o simultánea.
    Aparte de la afinación, duración y posición de las notas, hay muchos otros parámetros a los que los secuenciadores nos permiten acceder, tales como volumen, efectos, sonido, etc. todo ello siempre con la posibilidad de tratar no sólo la pista en conjunto sino cada una de sus notas de forma individual.
    Lo que el secuenciador hace es informar a la Tarjeta de cuando debe reproducir una nota, con que volumen sonará, cuanto durará, etc.
    Existen infinidad de secuenciadores, incluso algunos “especiales” para determinados tipos de música (techno, dance…). Todos ellos tienen en cuenta la posible falta de conocimientos musicales del usuario, y por eso, muestran la música con diferentes lenguajes gráficos que no son el estrictamente musical.(teclas de un piano, o diferentes tipos de gráficos)


2. ¿Qué me ofrece reaper respecto a otros programas?

(pasa al punto tres [tutorial de iniciación] si ya conoces todo este rollo).

  • Personalmente, opino que reaper nos ofrece todo aquello que vamos a necesitar para manejar un secuenciador, y además su licencia no comercial tiene un precio asequible para cualquiera que quiera iniciarse. Este DAW se ha centrado especialmente en el AUDIO, dando menor prioridad al MIDI, que sin embargo está avanzando a grandes pasos y promete muchas mejoras a partir de la versión 3. Reaper se actualiza cada dos por tres y las actualizaciones son descargables desde la página. Las licencias se deberán renovar cada dos versiones (que no es lo mismo que actualizaciones). Es decir, si pagaste tu licencia en la versión 1.xx , podrás actualizarte sin renovar tu licencia hasta la 2.99, y si lo compras ahora, hasta la 3.99.


3.EL ENTORNO: REAPER.

¡Bien! Ya ha pasado cierto tiempo desde que inicié esto y tenía ganas de empezar con la chicha, el secuenciador. Primeramente, deberéis bajarlo e instalarlo. Por defecto se instalará en la ruta clásica: C:/Archivos de programa/reaper, o algo por el estilo. Una vez hecho esto, es cosa de pinchar en el correspondiente icono y acceder al programa. Nos saldrá algo más o menos así:

ReaperPantalla1

Si habéis adquirido una licencia, en la barra superior, Help / License and user agreement deberéis introducirla.

Como yo uso una versión prebeta del ya cercano reaper 3, mi pantalla será un poco diferente a la vuestra en cuanto a aspecto:

reaper3

Sin embargo, reaper es totalmente personalizable a nivel visual. En la web podréis descargar completamente gratis diversas “skins” que tendréis que descomprimir, dentro de la carpeta en la que se instaló reaper, en una subcarpeta llamada “ColorThemes”.

Como habréis visto, a nivel visual hay un cambio en la presentación de los botones, pero no en su ubicación, por lo que podréis seguir el tutorial tranquilamente sin miedo a estar usando algo totalmente diferente.

3.1 Configurando el hardware: Tarjetas, midi, drivers y demás.

Esta es una de las partes que más problemas da, aunque las últimas tarjetas que han ido saliendo suelen ser parecidas unas a otras. Quedamos en que la tarjeta usada tendría entradas de línea, alimentación phantom y midi (in y out). Instaladla con el CD que trae de serie y configuradla hasta que esté todo en orden (Probad a escuchar algo desde vuestro reproductor por ejemplo).

Ahora, pasemos al apartado musical: lo primero de todo va a ser bajar unos drivers de baja latencia que nos permitan efectuar nuestros propósitos sin retardos. Así pues, descargad los ASIO4ALL (tenéis el link en la caja de enlaces) e instaladlos. Son completamente gratuítos y para mí, los mejores. Así no tendremos que comernos el coco con los drivers integrados que trae la tarjeta, que suelen dar más guerra que los otros.

A continuación, tocará abrir reaper y empezar a configurar entradas, salidas, etc. Lo primero de todo es conectar con un cable midi el teclado controlador (en caso de que vayamos a trabajar midi) a la tarjeta o a la mesa de mezclas. El “OUT” de la tarjeta va conectado con un cable al “IN” del controlador, y con otro cable, del “IN” de la tarjeta al OUT del controlador. Ahora sí, pasemos a la configuración interna (la de reaper):

Primeramente, deberemos arrancar el programa y con todo funcionando, pulsar ctrl + p para abir la ventana de preferencias. Pulsaremos sobre device (en el apartado audio) y seleccionaremos asio en la ventana superior y en la de abajo (asio driver) el asio4all. Después, seleccionaremos la salidas y entradas de la tarjeta, aunque suelen venir bien configuradas por defecto.

asio1

También deberéis ir, en la ventana de preferencias, a midi devices, pulsar con el botón derecho sobre las entradas y salidas de vuestra tarjeta con el boton derecho y pulsar en enable input / enable output.

midi

…Y creo que de momento ya está todo configurado para empezar. Si aún así tenéis problemas (ya dije que esto es lo peor), podéis avisar e intentaremos buscar una solución.

3.2 Esquema genérico. ¿Que son todos esos botoncitos que veo?

(Recomiendo que este apartado sólo se lea como algo meramente explicativo a nivel básico (quizás demasiado), y que se tenga en cuenta que es en los siguientes apartados donde empieza “la chicha”. Sin embargo, no está de más leerlo para afianzar conocimientos y vocabulario)

Dado que estamos familiarizándonos con el entorno, hago un pequeño paréntesis  antes de centrarme en las pistas, el mezclador y las ventanas adicionales para explicaros las principales secciones y botones que tiene reaper a nivel genérico (ya he dicho que las pistas, el mixer, etc., se van a tratar a parte).

Empecemos por lo más importante: la barra de arriba. Si pulsamos en file, veremos todas las opciones para crear nuevos proyectos, guardar, importar, exportar… y el RENDER. Esto es importante. El RENDER es la opción que nos permitirá guardar el proyecto no como un proyecto, lleno de archivos que sólo reaper interpreta, sino como una pista en formato *.waw o *.mp3. A mí me costó encontrarlo cuando comenzé con reaper, por eso lo pongo.

Todo lo demás de esta barra superior me lo salto, imagino que sabéis un poquito de “inglés musical” (si no ya podéis ir empezando…) y  lo que no, irá explicándose con el tiempo.

Ahora un esquema de “baja resolución”, como decía mi profesor de biología, con las partes que tiene la ventana principal de reaper:

ZONA A: Algunos botones.

*

ZONA C: Eje de disposición de los sonidos de cada pista.

*

ZONA B: Disposición de pistas. (multipistas)

*

ZONA D: Botones de ejecución (reproducción, grabación, pausa…), control de BPM…

*

*

ZONA E: Colocación de ventanas auxiliares (mezclador, etc.)

*

*

ZONA F: Pestañas para moverse por las ventanas de la ZONA E

Por razones obvias, sólo explicaré la zona A y la D (tranquilos, las demás están tratadas en otros apartados conforme se vaya haciendo necesario). La ZONA C se llama vulgarmente “eje” o “timeline”. No debes olvidar esta “palabreja”, ya que aparecerá continuamente.

ZONA A: Está compuesta por 14 botones. Como cada uno tendrá un skin diferente, el simbolito de cada botón varía. Aquí os dejo un ejemplo con el skin de la versión prebeta de reaper 3 (quizás algún día se amplíe el número de botones) y paso a explicarlos:

botones-reaper

1

2

3

4

5

6

7

8

9

10

11

12

13

14

  • 1: Nuevo proyecto.
  • 2: Abrir proyecto.
  • 3: Guardar proyecto.
  • 4: Configuración del proyecto.
  • 5: Deshacer último paso.
  • 6: Rehacer último paso.
  • 7: Activar/desactivar metrónomo.
  • 8: Fundido entre pistas automático. (Consulta el FAQ si no sabes que es un fundido).
  • 9: Permitir agrupar “items” (veremos más adelante lo que son).
  • 10:
  • 11: Permitir que los puntos de automatización se muevan junto al “ítem” (veremos más adelante lo que es una automatización).
  • 12: Quitar o poner la visibilidad de la rejilla (en el siguiente punto se habla de ella).
  • 13: Autoajustar (o no) un “ítem” (trozo de sonido, ya sea audio o midi)  a la rejilla (En el siguiente apartado se habla de esto).
  • 14: Bloquear todos los ítems (o no). Esto es, anular o permitir la movilidad de los mismos en el eje.

ZONA D: En esta barra tan larga sólo voy a mencionar tres partes (lo demás, para los “pros” ;)).

Si miramos a la izquierda del todo, vemos 8 botones. No debería explicarlos todos a menos que no hayas manejado un cassette nunca, pero ahí va:

botones-barraDe izquierda a derecha:

1. Mover el punto de reproducción hacia atrás (hacia el principio o hacia un marcador anterior que hayamos creado).

2. Reproducir el proyecto.

3. Pausar el proyecto en un determinado punto de la reproducción.

4. Pausar la reproducción y volver al principio del proyecto (parar la reproducción por completo).

5. Mover el punto de reproducción hacia delante (hacia el principio o hacia un marcador anterior que hayamos creado).

6. Comenzar a grabar (ya sea midi o audio).

7. Reproducción cíclica (si seleccionamos una sección del eje de reproducción (zona C) y activamos este botón, la selección se reproduce en bucle).

8. Algunas opciones de automatización (hablaremos más adelante).

A continuación, más a la derecha, veremos esto:

reaper-time…Que es un contador para la reproducción. Cuando demos play empezará a medir el tiempo de reproducción, o si situamos la barra de reproducción en alguna zona del eje, nos indicará en que momento del tiempo estamos. Con el botón derecho podemos elegir la unidad de medida, entre otras cosas:

Unidades-tiempoY por último el selector de BPM. En él introduciremos el valor de BPM que vaya a tener nuestro tema. Al cambiarlo podréis observar cómo la rejilla del eje cambia; esto es porque su función es indicar la ubicación de los pulsos por minuto (beats per minute) en el eje.

En el siguiente apartado he hablado un poco más del BPM y de la rejilla, por eso no explico aquí mucho más. Ahí va la imagen:

reaper-bpm

Ya hemos terminado de tratar las partes más esenciales de nuestro secuenciador. Ahora vamos a introducirnos en el mundillo del multipistas (junto al eje) y el mezclador (también llamado mixer).

3.3 Multipistas y mezclador (mixer)

Esto no es ni más ni menos que lo que vemos nada más arrancar.

A la izquierda tenemos unas pequeñas ventanitas dispuestas de arriba a abajo, que son las pistas. En ellas se podrán cargar / grabar sonidos o disponerlos en lenguaje midi. En lo que es la zona derecha (el eje o timeline) será donde ubicaremos dichos sonidos, teniendo en cuenta que es una línea temporal en la que al reproducir se irán escuchando los sonidos de las diferentes pistas en función de cómo estén dispuestos. Las unidades de medida en sonido son varias, pero destacan el tiempo (min/seg), y el tempo, que se mide en BPM (beats per minute o pulsos por minuto). En reaper, las barritas que vemos en las zonas donde se colocan los sonidos (que constituyen la llamada “rejilla”) nos indican el comienzo y el fin de los pulsos. En la ventana superior hay un metrónomo para ayudarse a la hora de grabar. Cada estilo tiene sus pulsos por minuto, más rápidos, más lentos… Ejemplos son el hip hop (100 BPM) o la música clásica (lento, andante… [desde 20 bpm hasta 208]).

Una definición básica de BPM sería la velocidad del ritmo, que a su vez puede ser de 2/4, 3/4… pero esto es teoría musical y se sale del marco del blog, así que si tenéis dudas con el tema preguntad. Yo presupongo que si váis a componer/grabar, tendréis nociones básicas sobre el tema.

Sigamos con las pistas:

Si bien en otros secuenciadores creabamos pistas midi, pistas de audio, y pistas de efectos, en reaper sólo crearemos “pistas”, que podrán ser de lo que queramos que sean. Con el atajo ctrl+t crearemos una pista nueva. Deberíamos ver algo así:

Pistas

A la derecha de cada pista veremos dos botones: [m] (mute) que sirve para que al reproducir el tema esa pista no se escuche mientras que las demás del proyecto sí, y [s] (sólo), que se usa para que sólo se oiga esa pista al reproducir.

El siguiente botón después del [s] y el [m] empezando por la derecha es algo así como un círculo tachado. Esta opción sirve para invertir de fase los sonidos de esa pista, lo cual se suele usar con fines muy específicos y que por tanto no explico (si queréis información sobre la inversión de fase sólo tenéis que pedirla).

Los siguientes tres botones controlan algunos parámetros que vamos a tratar después en otro apartado: efectos, envíos e inserciones y tratamiento de las pistas mediante automatizaciones (tranquilos, es sencillo).

Ya sabemos como crear pistas. Ahora viene el momento cumbre: qué podemos hacer con ellas:

Apartados (seguimos en el punto 3.3, multipistas):


A) Superponer audio en una pista.

B) Grabar audio en una pista.

C) Grabar midi en una pista.


A) Superponer audio en una pista. Hablamos de coger un trozo de audio y colocarlo en una sección de la pista. Para ello tenemos varias opiones. Una es encoger la ventana de reaper y arrastrar el archivo (bastante arcaica) y otra es, dentro de reaper, pulsar ctrl+alt+X, y se nos abrirá un explorador desde el que podremos seleccionar el archivo y arrastrarlo a la pista. Con el ratón podremos mover el archivo por la pista, y si queremos, desactivando el ajuste a la rejilla con alt+S (o pulsando en el correspondiente botón de la lista de botones arriba a la izquierda) podremos colocar el archivo en el punto que queramos de la pista. Aquí va un ejemplo:

arrastrar

Se me olvidaba decir un truquito: si no quieres usar el atajo para acceder a la ventana del explorador cada vez que lo cierres, puedes abrir la ventana, pulsar con el botón derecho en la barra superior (sí, en la que está puesto el título de la ventana) y dar a “show explorer in dock”. Ahora la ventana del explorador aparecerá en la parte inferior del secuenciador, en la que a partir de ahora podremos poner muchas más ventanas adicionales de las que hablaré más adelante. Bajo esto, hay unas pestañas para desplazarse por ellas.

Ya sabemos como superponer un fragmento de audio ya grabado previamente. Ahora pasemos a la siguiente parte.


B) Grabar audio en las pistas. Esto, junto al uso del midi, será lo que más hagamos en el secuenciador. Bien, primeramente creo que tendremos que tener todo lo relacionado con audio (micro, phamtom e instrumentos conectados a sus respectivas entradas, etc.) preparado. No olvidéis activar en vuestra tarjeta la alimentación del micro si es un micrófono de condensador y subir el volúmen en su entrada correspondiente, en caso de que la tarjeta controle cada instrumento con un potenciómetro (o knob, ruletita, fader o como lo queráis llamar) individual. A partir de aquí es cuestión de ir conociendo los botoncitos que usaremos en el secuenciador para empezar a grabar y darle caña ;).

Observemos una pista:

  • Si pulsamos en el botoncito que hay a la izquierda hacia abajo (en este caso pone [ar] en el botón de mi skin) se despliega un panel con todas las opciones de grabación de audio y midi.

pista-abierta

He señalado tres botoncitos en rojo, que paso a explicar de izquierda a derecha:

  1. Record monitoring: “monitoreo de grabación”. Si pulsamos, veremos que cambia y que tiene tres opciones: ON, OFF y AUTO. El botoncito en cuestión sirve para que en esa pista entre sonido u otra señal, es decir, podamos grabar. Con el botón “[ar]” desplegábamos el panel de grabación (sin él desplegado, no podremos grabar), pero si no ponemos el record monitoring en ON no entrará señal en la pista, es decir, no grabaremos. Ahora os estaréis preguntando por qué hay dos botones ([ar] y Record Monitoring) para abrir o cerrar el paso del sonido. Es simple: con uno se despliega el panel y con otro se controla cómodamente el número de pistas que quieres tener grabando simultáneamente durante una sesión, ya que podemos grabar varias pistas a la vez asignando a cada una una salida determinada de nuestra mesa/tarjeta de sonido y controlando el monitoreo de cada una.
  2. Forma de grabación: por defecto, input. Con este botón controlamos los métodos de grabación de audio y midi (de momento estamos con audio).
  3. Selección de entrada: cada tarjeta puede tener diferentes entradas de audio. A menos que tengas un micrófono muy específico, se aconseja realizar las grabaciones en mono (mono input) seleccionando la entrada correspondiente de la tarjeta.

Cuando lo tenemos todo listo (entradas seleccionadas, desplegables abiertos, record monitoring en on, señal entrando en la pista, etc.) podemos comenzar a grabar. Para ello, es tan fácil como pulsar en el botón “Record” (el sexto empezando por la izquierda) de la barra de reproducción:

botones-barra

Cuando quedamos parar, tendremos que pulsar en pause (finalizar la grabación con opción a seguir grabando en el punto donde se paró si pulsamos play después) o a stop (finalizar totalmente la grabación). El resultado será un fragmento de audio (en reaper se llaman “items”) ubicado en alguna zona del timeline (vamos, de la línea temporal de la pista) el cual podremos mover, recortar, añadir efectos, etc., pero esto lo veremos más adelante.

¿Listos para lo más largo, aunque tal vez más útil? Se trata de la manipulación del midi… ¡Vamos allá!


C) El manejo del midi: proceso digital, resultados realistas.

Esta es la parte más densa, y tengo algunas dudas sobre su estructuración, ya que quiero que se entienda lo mejor posible.

Comenzemos por definir un poco el sistema MIDI:

Por MIDI entendemos un protocolo de intercambio en el cual, a partir de un dispositivo físico como pueda ser un teclado electrónico, una caja de ritmos, un sampler, etc.; enviamos información a otro dispositivo físico (por ejemplo un sintetizador) o a uno digital: el PC.

Cuando enviamos las señales midi desde un controlador al PC, solemos hacerlo con finalidades muy dispares como controlar volúmenes y otros parámetros (a partir de los knobs de una mesa de mezcla, por ejemplo) en las pistas, aunque especialmente nos suele interesar cargar sonidos en el ordenador que nosotros, por falta de medios, somos incapaces de grabar en audio. Es decir, una de las finalidades básicas suele ser incluir en nuestras creaciones sonidos ya pre-grabados a los que no podríamos acceder facilmente.

Son múltiples los parámetros,  plugins y dispositivos físicos que podemos controlar mediante impulsos midi. A continuación paso a hablar de algunos:

  • En lo que a dispositivos externos se refiere destaca el sintetizador. Este “chacharro” utiliza corrientes eléctricas para producir distintos sonidos. Cuando usamos un sintetizador analógico, éste suele ser sólo una “caja” llena de knobs y botones para controlar la forma de la onda, aunque, sin embargo, deberemos conectar un teclado controlador que envíe impulsos midi para que el sintetizador emita sonidos al tocar, por ejemplo, las teclas. Para conectar un sintetizador al PC, sin embargo, utilizaremos la salida de audio del sinte, que irá a la tarjeta o a la mesa de mezcla. Curioso, ¿Verdad?

También podemos hallar sintetizadores digitales, que se cargan a modo de plugin. Hablaré a continuación de ellos.

  • En lo digital, es frecuente el uso de plugins. Estos pueden ser muy diferentes:
  • Plugins VST /VSTi: son plugins que cargamos en las pistas del secuenciador. Suelen ser librerías en formato *.DLL que deberemos instalar o colocar (algunos no precisan de instalación) en nuestra carpeta de plugins predeterminada. Si no están en ella, el secuenciador no hallará los plugins.

Podemos encontrar diferentes tipos de plugins de este tipo. Por un lado, tenemos los VST (Virtual Studio Technology), que son efectos, y por el otro tenemos los VSTi (Virtual Studio Technology instrument), que son instrumentos digitales. En los primeros el manejo midi suele ser casi anecdótico ya que se usan para hacer retoques en pistas durante la mezcla y para masterizar, mientras que en los segundos, es de gran interés el manejo del protocolo MIDI.

  • Otros plugins: existen, además del formato VST, otros muchos formatos diferentes para plugins. Podemos encontrarnos por ejemplo formatos nativos de cada DAW como *.RTAS (sólo para el software Pro-Tools) y JS o JeruSonic (propio de Reaper). Pueden ser muy variados.

Bien, ya hemos terminado esta ardua explicación. Ahora viene lo mejor: aprender a usar todos estos plugins. Lo he dividido en dos partes para mejorar la comprensión de este tinglado: instrumentos virtuales y efectos virtuales. El segundo apartado será explicado fuera de todo esto del MIDI por la sencilla razón de poder ligarlo a las explicaciones posteriores sobre mezcla y masterización.


6 responses

28 02 2009
SiroVai

MAGNIFICO! MAGNIFICO! 🙂

28 02 2009
ferthedems

¡Me alegro de que te guste! Si ves que se me olvida algo conforme voy avanzando, avisa. De momento ya hay una cosa que se me ha olvidado: esplicar los botones de reproduccion, pausa, etc., y los de la zona superior izquierda (ajuste a la rejilla, etc.).

¡Saludos y gracias!

Me alegro de que sigas el proyecto tan de cerca.

9 03 2009
SiroVai

Esperando nuevos contenidos! 😉
Haces un buen trabajo!

11 03 2009
Ricardo

Enhorabuena por el blog, muy buen trabajo y muy útil la información, espero que sigas añadiendo contenidos.
un saludo

25 03 2009
Albestio

Hola buenas! Este blog tiene muy buena pinta!
Una sugerencia.. Podrias hacer un post sobre como hacer pistas de percusión en midi?
Es que tengo el BOSS BR-600 , que no me deja exportar las pistas de percusión, por lo tanto tengo que hacerme las mias propias.

Un saludo!

26 03 2009
ferthedems

Hola Albestio. La cosa está chunga ahora mismo, pero suponiendo que conoces el manejo del piano roll y otros elementos del midi con los que ahora ando liado, te aconsejo que te pases por este hilo del foro de hispasonic, en el que el usuario kyo_deejay propuso un método usando un “template de reaper”:

http://www.hispasonic.com/comunidad/drums-reaper-ahora-mucho-mas-facil-t224575.html

Mi tiempo ahora mismo es nulo y hay conceptos que quizás no conozcas (espero que sí), pero tengo pensada adecuar la idea del compañero kyo_deejay y hacer un post con mi forma de trabajo.

Siento no poder sete más útil ahora mismo. ¡Saludos y gracias!

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s




A %d blogueros les gusta esto: